Pasar al contenido principal
Atendido por voluntariado especializado

Cruz Roja ayuda a combatir la soledad no deseada con el servicio ‘Te acompaña’

Cruz Roja ha presentado el servicio multicanal ‘Te acompaña’, el cual despliega diferentes canales de comunicación a través de los que ofrece información, orientación y acompañamiento para ayudar a las personas que sufren situaciones de aislamiento social y soledad no deseada.

El nuevo servicio cuenta con voluntariado especializado en escuchar, informar y acompañar.

El nuevo servicio ‘Te acompaña’ de Cruz Roja facilita una atención personalizada y confidencial a las personas que sufren situaciones de aislamiento social y soledad no deseada, a través de sus diferentes canales de contacto como el teléfono gratuito 900 444 111, el chat en la web del servicio o las redes sociales de Twitter, Facebook e Instagram. Este servicio está atendido por voluntariado especializado en escuchar, informar y acompañar a las personas que contactan para reducir su sentimiento de soledad y promover su activación personal y social, adquirir conocimientos o despertar intereses que faciliten la creación de nuevas conexiones sociales y, en definitiva, contribuir a que puedan mejorar su calidad de vida.

“La soledad no deseada es un sentimiento doloroso, sostenido en el tiempo, que está provocado por una falta de relación con otras personas y una desvinculación con el entorno. Hablamos de una soledad que duele", señala Toni Bruel, Coordinador general de Cruz Roja Española. Según explica, "las personas sienten que no pueden compartir sus vivencias con nadie o no tienen a quien acudir cuando lo necesitan, por lo que, para combatir esta soledad que duele y ayudar a las personas a reconectarse con su entorno, hemos puesto en marcha Cruz Roja te acompaña".

Asimismo, Olga Díaz, subdirectora del área de conocimiento de Inclusión Social de Cruz Roja Española, indica que "la percepción social más extendida identifica la soledad como un asunto que afecta exclusivamente a las personas mayores, pero, sin embargo, la soledad no tiene edad, ni género, ni siquiera tiene que ver necesariamente con vivir solo o sola". "Podemos estar rodeados de personas, de familia o amigos y, sin embargo, sentir soledad", apunta. Así, según informa, l Servicio Multicanal ‘Te acompaña’ de Cruz Roja se pone en marcha para disminuir el sentimiento de aislamiento y soledad de las personas que lo necesiten, buscando mejorar su situación”.

Financiado por el IMSERSO, a través de la convocatoria de subvenciones del 0,7% IRPF del tramo estatal que gestiona el Ministerio de Derechos Sociales y Agenda 2030, este servicio supone un paso más en el compromiso común de contribuir a romper con el aislamiento y la soledad de las personas en situación de vulnerabilidad y/o riesgo de exclusión.

El impacto de la soledad como factor de vulnerabilidad

En España, según datos del INE (Encuesta Continua de Hogares, 2020), cerca de 5 millones de personas viven solas (un 2% más que el año anterior), de las cuales más de 2,1 millones son mayores de 65 años. De ellas, el 70,9% son mujeres (1,5 millones) frente al 29,1% que son hombres (620.000).

Las consecuencias de la crisis sanitaria, social y económica sin precedentes que ha generado la pandemia de la COVID-19 siguen estando muy presentes para muchas personas vulnerables y una de las más graves es el aumento de las situaciones de aislamiento social y la soledad no deseada.

A través de la experiencia diaria en Cruz Roja ayudando a las personas en situación de vulnerabilidad, Olga Díaz explica que "la pobreza, el desempleo, los problemas de vivienda, de salud, las pérdidas o los conflictos familiares, están, en ocasiones, detrás de esos sentimientos de soledad no deseada de muchas personas", al tiempo que "la soledad puede tener graves consecuencias para las personas socialmente aisladas, con impactos a nivel físico, psicológico y social, ya que incrementa la morbilidad, disminuye la satisfacción vital y predispone a sufrir alteraciones en la salud física y mental".

En una investigación sobre la vulnerabilidad social realizada por Cruz Roja que analizaba el impacto de la pandemia en las personas atendidas desde el Plan Cruz Roja Responde frente a la COVID-19, se identificaba que el 23% de las personas atendidas afirmaba sentirse sola siempre o la mayor parte del tiempo.

 

Además, el estudio también revela que la pandemia ha multiplicado las situaciones de vulnerabilidad y un incremento de las personas que han experimentado situaciones de aislamiento social y soledad no deseada, ya sea porque han perdido el contacto con amistades y familiares; por la necesidad de mantener la distancia social para protegerse del virus, o debido a la brecha digital, que ha incrementado las barreras para relacionarse con otras personas por carecer de competencias digitales, no tener dispositivos tecnológicos y/o acceso a internet.

La experiencia de Cruz Roja frente a la soledad no deseada

Desde hace años,  una parte de la intervención social de Cruz Roja está dirigida específicamente a paliar la soledad en las personas mayores, a través del proyecto ‘Enrédate: red social para personas mayores’, desde el que se realizan llamadas telefónicas, sesiones informativas y formativas, visitas, se entregan y prestan recursos materiales para reducir el asilamiento (como tablets o recursos económicos), y se fortalecen sus competencias para fortalecer la red social y las conexiones de las personas mayores.

En 2021, gracias a la colaboración de Cruz Roja con administraciones públicas, empresas y entidades privadas en todo el territorio, más de 31.000 personas mayores (el 80% mujeres), participaron en el proyecto en un total de 441 puntos, gracias a la implicación de más de 4.000 personas voluntarias de Cruz Roja.