Enrique Yeves, director de la FAO en España

"La obesidad se está convirtiendo en una pandemia mundial"

El director de la FAO en España explica en esta entrevista con Soziable.es los motivos por los que esta organización ha dedicado el Día Mundial de la Alimentación de este año a promover una dieta saludable para intentar revertir el "preocupante" aumento de las cifras de obesidad y malnutrición en el mundo. El lema, 'Una alimentación sana para un mundo #Hambre Cero', hace referencia al ODS 2, ya que el hambre y la obesidad a menudo se solapan en los países menos desarrollados.

Enrique Yeves, durante una rueda de prensa en Roma.

16 Oct | Ignacio Santa María | Soziable.es

Tras trabajar como periodista en algunos de los más importantes medios de comunicación españoles e internacionales, Enrique Yeves fue llamado a ocupar varios puestos en Naciones Unidas. El pasado mes de julio fue nombrado director de la FAO en España. Llegó a Madrid desde Roma, donde ocupaba la Dirección de Comunicación de esta organización. Yeves no se anda con eufemismos para describir la alarmante situación que ha llevado a esta organización de la ONU a dedicar el Día Mundial de la Alimentación a la obesidad y el hambre, dos fenómenos que están más vinculados de lo que parece.       

¿Cuáles son los datos que actualmente maneja la FAO sobre el doble problema del hambre y el sobrepeso?

La situación es muy preocupante en ambos frentes. En los últimos cuatro años se ha incrementado el hambre en el mundo llegando en estos momentos a alrededor de 820 millones de personas, según los últimos datos de la FAO. Por otro lado, el fenómeno del sobrepeso y la obesidad se está convirtiendo en una pandemia mundial. Crece en todos los continentes y en todos los rangos de edad, sobrepasando los 2.000 millones las personas con sobrepeso. En España, la obesidad ha seguido creciendo y ya es padecida por más de una cuarta parte de la población.

"Todos los estados miembros aprobaron reducir a cero el hambre para 2030. Sin duda, las tendencias actuales no van en esa dirección"

¿Qué metas se ha planteado Naciones Unidas para combatir este problema y en qué ODS se encuadran estas metas?

Los temas relacionados con la alimentación saludable y sostenible se encuentran distribuidos a lo largo de los 17 Objetivos de la Agenda 2030. Pero es sin duda el Objetivo 2: “Poner fin al hambre, lograr la seguridad alimentaria y la mejora de la nutrición y promover la agricultura sostenible” el que tiene una relación más directa. La meta aprobada por todos los estados miembros es reducir a cero el hambre y la subnutrición para 2030. Sin duda, las tendencias actuales no van en esa dirección.

¿Cuáles son los eventos más importantes previstos en todo el mundo para esta edición del Día de la Alimentación y cómo van animar a la ciudadanía a participar?

Además del evento anual que tiene lugar en la sede de la FAO en Roma el 16 de Octubre, se han programado más de 300 eventos oficiales en casi 150 países del mundo. El acto principal en España tendrá lugar en Valencia el 16 de octubre, en el nuevo Centro Mundial para la Alimentación Urbana Sostenible (Cemas), que contará con la presencia de la presidenta saliente de la Asamblea General de Naciones Unidas, María Fernanda Espinosa.

¿Qué contribución pueden hacer los gobiernos para ayudar a reducir las cifras de hambre y obesidad?

Los gobiernos tienen una responsabilidad ineludible en la transición hacia la sostenibilidad de los sistemas alimentarios. Por un lado, incrementar la cooperación al desarrollo para luchar decididamente contra el hambre es básico. Por el otro, poner en marcha políticas públicas nacionales que ya están desarrollándose en muchos países para reducir la obesidad.

¿Qué tipo de políticas públicas?, ¿podría poner ejemplos?

Ejemplos de ellas son el desarrollo de grandes campañas de fomento de dietas saludables (recuperación de la dieta mediterránea), de medidas fiscales que incentiven la producción y el consumo de productos frescos y desincentiven el consumo de bebidas azucaradas y otros productos insanos por su alto contenido en azúcares, grasas y sal; la regulación de la publicidad alimentaria (especialmente la dirigida a los menores), la generación de entornos de alimentación saludable en espacios y servicios públicos como hospitales y escuelas, entre otras. Los consumidores están solicitando ya estas medidas activas.

Agregar comentario

Comentarios

Añadir ComentarioDesplegar formulario para comentar

0 Comentarios

No hay comentarios

Ir al inicio del contenido