María García Álvarez, presidenta de la Fundación de Familias Monoparentales Isadora Duncan

“Sin vivienda digna no hay igualdad de oportunidades que valga”

La Fundación de Familias Monoparentales Isadora Duncan ha sido reconocida con el accésit del I Premio a la mejor iniciativa social en el ámbito energético que convoca Fundación Naturgy por el programa Educación financiera y familiar y pobreza energética. De él nos habla la presidenta de esta fundación leonesa, María García Álvarez.

María García Álvarez, presidenta de la Fundación Isadora Duncan.

11 Ene | Chema Doménech | Soziable.es

La Fundación de Familias Monoparentales Isadora Duncan nació en 1984 en León impulsada por un grupo de madres solteras empeñadas en garantizar sus derechos como cualquier familia. "Todas teníamos decidido que no queríamos un marido, que queríamos criar solas a nuestros hijos", explica María García, su presidenta y una de las fundadoras. 'Sin marido pero con agallas', fue el titular que más recuerda ella de uno de los muchos espacios que la prensa local dedicó entonces a estas pioneras, que desde el principio pusieron el foco de su acción en las familias más vulnerables. Uno de sus primeros programas iba dirigido a proporcionar educación financiera para optimizar gastos. "Enseñábamos a ahorrar en la factura de la luz, hacíamos ‘chapuzas’ domésticas, poníamos burletes en las ventanas para mantener la casa caliente, cambiábamos lámparas defectuosas que gastaban más luz... Lo llamábamos economía del hogar", dice la presidenta de esta entidad que ha sido reconocida con el accésit del I Premio a la mejor iniciativa social en el ámbito energético de Fundación Naturgy. Precisamente aquellos inicios son los que derivaron en su actual programa de Educación financiera y familiar y pobreza energética, iniciativa galardonada.

Fundación Naturgy acaba de lanzar la segunda convocatoria de este premio, cuyo plazo para presentación de candidaturas está abierto hasta el 31 de marzo.

“Algunas de las nuevas medidas sociales, que se han presentado como la panacea, han perjudicado a las familias monoparentales"

¿En qué consiste el proyecto educación financiera y familiar y pobreza energética?

En primer lugar, quiero mostrar nuestra satisfacción y dar las gracias a Naturgy por confiar en nosotras. Desde que empezamos a trabajar en el campo de la educación financiera nos dimos cuenta de la cantidad de familias que se estaban endeudando y sobreendeudando a marchas forzadas, por eso comenzamos a hacer asesoramiento financiero. También pusimos en marcha un programa de préstamos a cero interés para familias monoparentales. Es decir, si a familias sobreendeudadas les surgen gastos imprevistos, nosotros les devolvemos el préstamo pero ellas, a cambio, tienen que reestructurar su balanza de gastos e ingresos. A veces no hace falta que les paguemos la deuda, es suficiente con reestructurar su deuda para poder pagarla y no pedir más préstamos. Este es un largo camino que se fue profesionalizando a partir de 2011 y que ya desde 2015 contamos con asesores profesionales y podemos atender a miles de familia en todo el país gracias a las nuevas tecnologías.

¿Cuál es el perfil mayoritario de las familias beneficiarias de sus programas?

El perfil tipo es el de las familias con escasez de recursos, de alimentos, problemas de vivienda… Es un perfil que ha aumentado mucho con la pandemia y para los que hay una herramienta adecuada como el bono social energético. También hay otras familias que tienen un buen nivel socioeconómico pero que han tenido problemas con la crisis de la pandemia y sus ingresos han mermado de repente. El problema de la familia monoparental es que algunas de las nuevas medidas sociales, que se han presentado como la panacea, han perjudicado a estas familias, como por ejemplo la prestación directa por hijo. A una familia que tenga un hijo y esté ganando el salario mínimo interprofesional la han perjudicado porque han eliminado la ayuda por hijo a cargo, pues es incompatible con el Ingreso Mínimo Vital. En un momento en que en la OCDE todos los países están aumentando las prestaciones por hijo a cargo, en España las eliminan. 

¿Perciben que con la crisis de la pandemia han aumentado las familias que están en riesgo de vulnerabilidad?

Pues sí, muchísimo, cada vez recibimos a más familias y hay un tramo que nos acongoja bastante que es el de la cantidad de familia monoparentales que se quedan en la calle y no son acogidas porque no son víctimas de violencia. Nosotros creemos que es una violencia institucional la que se ejerce sobre ellas: que no seas una víctima de violencia de género no quiere decir que no puedas haberte quedado en la calle con tus hijos. Esto se está dando por toda España.

¿La inmensa mayoría de las familias a las que atienden está a cargo de mujeres?

Sí. También atendemos a algunos hombres con hijos porque “monoparental” no viene de “padre” o “madre”, sino de “pariente”. Pero el 99 por ciento de las familias que vienen a pedirnos ayuda a nosotros o a las administraciones suelen ser de una madre con hijos a cargo. También digo otra cosa que nos está ocurriendo: que no hay una definición de familia monoparental clara en el territorio nacional. En algunas comunidades meten en un mismo saco a madres solteras y a divorciadas y no es igual, porque para una persona sola a lo mejor no le es posible mantener a sus hijos, pero es distinto cuando esos menores tienen otro progenitor que contribuye. Y si no es así, esto les obliga a judicializar su vida: tienen que presentar demandas, pagar abogados… Y con todos esos trámites que tienes que hacer pueden llegar a perder el trabajo. Por ejemplo ahora hemos tenido que recurrir una norma de Castilla y León que eliminaba las ayudas a las familias monoparentales.

“Para nosotros, una pequeña fundación de madres solteras de la España vaciada, que la Fundación Naturgy nos haya otorgado este premio es lo más grande que nos ha pasado en la vida"

Su lucha se da en muchos frentes, porque además de atender a las necesidades sociales, deben pelear también con la legislación.

Sí, nosotros tenemos que cubrir toda la esfera económica y social que rodea a una familia. Pero la familia monoparental no debe estar aislada. Una de las cosas que enseñamos a las mujeres que llegan hasta nosotros es a hacer red social y mantenerla. Es muy importante, pero no solo para ayudarse o apoyarse económicamente, sino para su satisfacción y saber que hay personas que se preocupan por ellas. Otro aspecto en el que trabajamos es el del ocio porque no somos madres o padres todo el día, también necesitamos nuestro tiempo de ocio. Es algo esencial junto a la salud y una vivienda digna. Sin eso, no hay meritocracia ni igualdad de oportunidades que valga. 

¿Qué va a suponer este premio de la Fundación Naturgy, que está dotado con 30.000 euros? ¿Les permitirá llegar a más familias?

Por supuesto que nos va a permitir ayudar a muchas más familias. En el momento en que la Fundación Naturgy nos detalle a qué tipo de proyectos los podemos destinar, empezaremos. Yo quiero destacar el valor profesional que Naturgy ha dado a una entidad pequeña como la nuestra, en un sitio pequeño como León y, aunque gracia a las nuevas tecnologías hemos conseguido llegar a toda España, Sudamérica y otras partes de Europa, un premio como este nos ha hecho subir muchísimos escalones, porque competíamos con otras entidades mucho más grandes. Pero para nosotros, que somos una pequeña fundación de madres solteras de la España vaciada, que la Fundación Naturgy nos haya otorgado este premio es lo más grande que nos ha pasado en la vida.

Agregar comentario

Comentarios

Añadir ComentarioDesplegar formulario para comentar

0 Comentarios

No hay comentarios

Ir al inicio del contenido