Informe de JAGGAER y EcoVadis

Compras sostenibles y digitalización, vías para incrementar la rentabilidad de las organizaciones

Aplicar políticas sostenibles en compras tiene un impacto favorable en la cifra de negocio de la compañía. Según un informe de JAGGAER y EcoVadis, el 53% de los responsables de esta área que aplican procesos más sostenibles asegura que las métricas de su departamento y las de su organización han mejorado de forma considerable.

Grandes oportunidades de impacto social y ambiental se producen en la cadena de suministro

15 Jul 2021 | Redacción | Soziable.es

El estudio ‘Aumentar el retorno de la inversión mediante la sostenibilidad y la digitalización’ subraya que algunas de las mayores oportunidades de impacto social y ambiental se producen en la cadena de suministro. Por ello, “el departamento de compras es clave para la creación de valor sostenible ya que las prácticas de sostenibilidad y la digitalización de las compras influyen directamente en el retorno de la inversión”.

JAGGAER y EcoVadis resumen en este documento los puntos de vista de los expertos y proporcionan una serie de soluciones tanto para la evaluación sostenible de proveedores como para la digitalización de la función de compras. Además, ponen de manifiesto que el retorno de la inversión en este tipo de tecnologías es prácticamente inmediato y que este se mantiene a lo largo del tiempo.

A este respecto, Patricia Cortés, ejecutiva de Cuentas de EcoVadis para el Sur de Europa y Latinoamérica, subrayó que “hasta el 90% del impacto en sostenibilidad puede darse en la cadena de suministro”, tal y como ocurrió con nueve de cada diez grandes compañías norteamericanas en el inicio de la pandemia.

En el caso de la digitalización, esta ayuda tanto a los proveedores directos como a los indirectos a mejorar su sostenibilidad. En este sentido, la propia Cortés alertó, precisamente, sobre la necesidad de comprender la sostenibilidad como un concepto “holístico” que va más allá de las acciones internas de la empresa.

Y, además, recordó que “aquellas empresas con un sistema de monitoreo robusto en su cadena de suministro pudieron identificar y anticipar problemas de disrupción”.

Gestión inadecuada

Por el contrario, no gestionar correctamente la sostenibilidad en la cadena de suministro implica, para los expertos, “riesgos a distintos niveles”. Uno de ellos, en términos económicos, son las sanciones, a las que las compañías deberán hacer frente si incumplen la legislación en determinados territorios.

Además, desde el punto de vista operativo, pueden producirse interrupciones o disrupciones en el suministro. Y todo ello sin olvidar los riesgos desde el punto de vista reputacional, donde está en juego el prestigio de la empresa.

Prioridades corporativas

Los objetivos de sostenibilidad y el control de costes siguen siendo prioritarios para las empresas. Según el estudio, el 70% de los directivos considera que la reducción de los mismos es una prioridad empresarial. De ahí que cada vez más compañías se sirvan de plataformas digitales como una forma de optimizar la compra y aumentar la rentabilidad.

Asimismo, señala que, para las empresas, la digitalización de la función de compras y de las métricas en sostenibilidad a través de una misma plataforma facilitan la integración de criterios de sostenibilidad en los procesos de selección, negociación y aprovisionamiento de las empresas y, al mismo tiempo, permiten automatizar procesos de filtrado de proveedores para reducir costes y controlar el tiempo invertido.

En este sentido, Antonio Romero, director Comercial de JAGGAER, señaló que “la digitalización es clave para mejorar la sostenibilidad en el aprovisionamiento de las empresas”. Para el responsable comercial de la compañía, está demostrado que muchas empresas emplean mucha dedicación a tareas que podrían automatizarse como consecuencia de su monotonía o su naturaleza no crítica.  

“La tecnología nos permite hoy en día gestionar a los proveedores de forma más directa, evitando riesgos y atribuyendo criterios de sostenibilidad. También facilita la negociación de acuerdos, marcando requisitos en RSC que deben cumplir los proveedores, y permite analizar el gasto con tal de ajustarlo y conseguir mayores beneficios”, añadió Romero.

Implementar criterios de sostenibilidad y digitalización en los procesos de compras aporta beneficios adicionales a las empresas. En esta línea, EcoVadis señaló que, además de los directos, en forma de reducción de costes o mayor innovación, se encuentran los “beneficios indirectos”, como la mitigación de riesgos y la mayor resiliencia de los proveedores. Además, también existen beneficios financieros, ya que se puede acceder a ventajas fiscales.

Agregar comentario

Comentarios

Añadir ComentarioDesplegar formulario para comentar

0 Comentarios

No hay comentarios

Últimas noticias

Ir al inicio del contenido