Rosalía Arteaga, expresidenta de Ecuador

“Creo en el talento del ser humano, la educación de calidad y la fuerza de la sociedad civil”

La expresidenta de Ecuador Rosalía Arteaga mira al futuro con optimismo. No ignora los enormes y complejos desafíos que plantea el mundo en que vivimos pero cree que la Humanidad será capaz de responder a ellos con éxito gracias al progreso científico-tecnológico y a la educación. A su juicio, también es clave el papel de la sociedad civil para afrontar estos retos.

 

Rosalía Arteaga, durante su intervención en el Foro Demos 2018

28 Nov | Ignacio Santa María | Soziable.es

Rosalía Arteaga es la única mujer que ha ocupado los cargos de presidenta y vicepresidenta del Gobierno en Ecuador. Durante su paso por el Foro Demos 2018, ha dado muestras de su talante optimista: “Tengo gran confianza en el talento del ser humano, en su capacidad de responder a los retos. Esa capacidad puesta al servicio de la Humanidad puede arrojar resultados maravillosos”.

Arteaga ha compartido mesa con el presidente del Real Instituto Elcano, Emilio Lamo de Espinosa, con quien ha reflexionado sobre los retos globales que plantea el mundo actual y la respuesta que la sociedad civil puede darles. Esta escritora, abogada, periodista, antropóloga y educadora cree que un factor determinante para encauzar este talento es la educación.

Tanto es así, que hace dos décadas, cuando se retiró de la política, participó en la creación de la Fundación Fidal, que tiene como principal objetivo promover la educación de calidad. Esta entidad también emprende iniciativas relacionadas con el medio ambiente, la ciencia, la tecnología y el fomento de la democracia pero, como recuerda su presidenta, todo está traspasado por la educación.

"Las entidades de la sociedad civil, como las ONG o las fundaciones, tienen un papel importantísimo que cumplir"

“Sin una educación de calidad no tenemos futuro”, manifiesta Arteaga, quien lamenta que América Latina ha adolecido muchas veces de una educación de mala calidad. En este sentido, la exmandataria ecuatoriana cree que, en los últimos años, en este continente se ha puesto mucho énfasis en la universalidad de la educación, pero no tanto en su calidad.

“En Fundación Fidal apostamos por la educación sabiendo que hay unos gestores fundamentales que son los maestros, por eso organizamos un concurso para premiar a los mejores maestros de América Latina. Creemos que esos profesores van a dar a luz un mundo mejor”, sostiene.

Arteaga también ha manifestado su fe en la fuerza de la sociedad civil y en las entidades en las que se organiza, como las ONG o las fundaciones, que, a su juicio, "tienen un papel importantísimo que cumplir: primero, son la voz de alerta; segundo, llegan adonde no llega el Estado y tercero están tratando temas variadísimos y eso da una riqueza fundamental”.    

 

Agregar comentario

Comentarios

Añadir ComentarioDesplegar formulario para comentar

0 Comentarios

No hay comentarios

Ir al inicio del contenido